Blog de Turquía/Agencias

Representantes de movimientos sociales, autoridades locales y parlamentarios de cerca de 70 países, principalmente de Latinoamérica y África, pidieron hoy el fin del Foro Mundial del Agua acusando al Consejo Mundial del Agua, impulsor y organizador del evento, de carecer de legitimidad, democracia y transparencia, por lo que pidieron que en el futuro los países sean convocados por la ONU.

En una conferencia de prensa convocada por People’s Water Forum, los representantes de los gobiernos descontentos con el proceso ministerial, que se celebra hoy y mañana, exigieron que el reconocimiento del agua como un derecho humano fundamental, una reivindicación que casi con seguridad será descartada en la declaración final.

También hicieron un llamamiento para que las políticas del agua se decidan de manera abierta y transparente en un foro democrático bajo el marco de Naciones Unidas.

Maudes Barlow, consejera de agua de la Asamblea General de Naciones Unidas, denunció que el Foro es una ‘fachada’ y aseguró que se ha ‘derrumbado’ la visión compartida que apuesta por solucionar la crisis mundial del agua.

David Boys, miembro de la Secretaría General de la ONU en temas de agua y saneamiento, denunció que las conclusiones del Foro no beneficiarán más que a las empresas de los países desarrollados, y aseguró que ofrece una visión retrógrada, que no refleja la situación mundial actual.

“Pedimos la implementación del agua como un derecho fundamental del hombre, que los gobiernos desarrollados asuman sus responsabilidades en el cambio climático y que se elimine la privatización de todas las infraestructuras hídricas para que puedan tener acceso todos los países del mundo y no sólo los ricos”, dijo.

También Omar Fernández, senador de Bolivia, pidió que los países industrializados asuman sus responsabilidades en el calentamiento global, ‘que está causando efectos muy graves’ en el continente americano, en general, y en su país, en particular, donde están desapareciendo los nevados por el deshielo.

Explicó que parlamentarios de todos los países de Sudamérica han firmado una declaración escrita en la que reconocen el acceso básico al agua y a los servicios sanitarios como un derecho humano y se comprometen a implementar progresivamente leyes nacionales, políticas y regulaciones de acuerdo a este derecho “sin ninguna exclusión social”.

El senador boliviano consideró que no puede haber un solo ciudadano sin acceso al agua y pidió que este derecho no esté limitado por una cuestión económica. “En este foro no se están tomando en cuenta nuestras posiciones, porque las conclusiones ya están hechas y no hay nada del agua como derecho humano ni nada sobre el cumplimiento de compromisos sobre cambio climático”, precisó.

 

Fernández indicó que “este foro no es del todo democrático, parece ser un encuentro más sin seguimiento al futuro y, por tanto, sin sentido”, por lo que pidió a Naciones Unidas que asuma estos encuentros.

 

Sostuvo que de no incluirse en la declaración final del Foro sus peticiones, ellos no la reconocerán y se presentará un documento alternativo. En el mismo se reconoce el acceso básico al agua y a los servicios sanitarios como un derecho humano, así como el compromiso a implementar progresivamente leyes nacionales, regulaciones, políticas y prácticas de acuerdo a este derecho, sin exclusión social. İgualmente se pide que los países desarrollados cumplan la deuda histórica que tienen debido a altas emisiones de gases de efecto invernadero, creando un mecanismo financiero que ayude a los países en desarrollo.

Anuncios