Antonio Cuesta. Estambul

Según las conclusiones dadas a conocer hoy de la investigación realizada por el Instituto de Estudios Demográficos, perteneciente a la Universidad Hacettepe, Turquía albergaría dentro de sus fronteras entre 950 mil y 1 millón 200 mil desplazados internos.

En la presentación del informe Dilek Kurban, de la Fundación de Estudios Económicos y Sociales de Turquía (TESEV), aseguró que hasta ahora los datos oficiales cifraban este número en 350 mil.

Subrayó que las conclusiones cuantitativas de la investigación aportan suficientes evidencias y razonamientos como para reconsiderar la política gubernamental aplicada en esta materia durante los últimos años.

El investigador criticó que este diagnóstico, que triplica o cuadriplica los datos oficiales, fuera hecho tras años de padecer el problema de los desplazamientos internos.

Lo que debería haberse realizado en un primer momento se dejó para el final, y por ello toda la política gubernamental diseñada hasta ahora se hizo sobre una base que no se corresponde con la realidad, aseguró.

Otra cuestión recogida en el informe hace referencia al retorno de los desplazados, un 55% de los mismos volvieron a sus casas o pueblos de origen sin ayuda pública, pese a existir un programa de ayuda a la rehabilitación de las víctimas y su retorno.

Sólo una cuarta parte de los que aún no lo hicieron recibieron este apoyo económico, según los datos facilitados por el subsecretario del Ministerio de Interior, Zekeriya Parbak, presente en la conferencia de prensa.

Esto parece ser debido a que la mitad de los desplazados no conocían la existencia del citado programa gubernamental, por lo que Kurban urgió al Estado para que ampliara el plazo de admisión de solicitudes y llevara a cabo una amplia campaña informativa en todos los medios de comunicación.

Publicado con Flock

Anuncios